YO NO ESTABA PREPARADA PARA …EL BULLYING

¿Qué es el Bullying? Yo lo entiendo como un acoso a una persona o personas, que por desgracia para ellas no cumplen los cánones que otras personas consideran que son esenciales, vamos que si eres gorda, introvertido, bajo, bizco, cojo, caracochino, etcetera, otros se creen con el privilegio de meterse contigo, sólo por eso.

Señores, el bullying no ha nacido hoy, eso lleva existiendo desde tiempos inmemoriables; Antes como no estamos tan influenciados por los yankies, era simplemente acoso escolar o en algunas ocasiones, se defínia, como una tontería sin la menor importancia.

Ese fue mi caso

Yo sufrí bullying durante muchos años, era una niña flaca y my pequeña para mi edad, de ahí que tuve que soportar durante años las burlas de mis queridos compañeros y amigos, que me bautizaron con el pseudónimo de PITUFA, o PITU para los más cariñosos

Yo siempre he sido una niña-chica-mujer con mucha alegría, y ganas de ser amiga de todos, pero lo cierto, que estas cosas aunque no quieras te afectan muchísimo. Llegué a sentirme la mayor mierda del mundo, y pensar que por ser menos que los demás me merecía ese trato vejatorio.Pero gracias a mi cáracter extrovertido y a que mi madre siempre ha estado ahí y supo ayudarme a salir de esa espiral de baja autoestima.

images

 

Lo primero que hizo fue acudir a nuestro colegio C.P. Sanchis Guarner, e informar a los docentes de la situación, de las descalificaciones pasaron a las bromas con las manos, me pegaban calvotes, palmetadas en el culo, algún que otro empujón, según ellos sin malicia, cosas de niñas nos decían. No señores, eso era BULLYING con todas las letras, pero eran otros tiempos, hablamos de los 80’s.

En el centro los profesores comenzaron a hacer un seguimiento, sobre los posibles acosadores, todos chicos, hay que puntualizar, creo que se sentían poderosos ante una niña tan esmirriada como yo. Se dieron cuenta que era cierto, y llamaron a los padres de los implicados, para informar sobre el hecho.

Hubo algunos que se avergonzaron, otros que negaban que sus hijos fueran capaces de esas cosas, y señores ,cierto como que me llamo ELENA BOIX PASTOR, que sufrí mucho por ello.

Las cosas parece que se relajaron pero cuando acabó el colegio y fuí al instituto sucedió lo mismo, eso sí estaba preparada y mentalizada para hacer frente a ese acoso.

Mi autoestima estaba bien, me sentía segura, aunque siempre fui una marginada, me limite a acudir a las clases y permanecer lo más invisible posible, si no destacas, no te atacan. Quizá no fue la mejor solución, pero para mí sirvió. Según pasaron los años en el instituto , tu personalidad adolescente se hace más fuerte y aprendí a que no todos estamos preparados para enfrentarnos a nuestros acosadores. Por eso , creo que las herramientas que hoy en día tenemos para contratacar estos acosos son geniales. Telefonos de ayudas, psicologos, expertos, programas de televisión, programas educativos para ayudar a los acosadores y a los acosados; es una gran iniciativa que debemos aprovechar.

images

No debemos permitir que unos pocos nos acorrolaren porque se creen superiores, nadie es mejor que nadie, como decía la canción del último de la fila, debemos educar nuestra mente para ser permisivos, inteligentes, resolutivos y sobre todo auténticos en este mundo de mentiras y mierdas.

Sólo espero, que mis hijas no tengan que pasar por ello, ni sean acosador@s( que me dan pena, porque son gente que no sirve para nada y se cree que por atacar a alguien es mejor que ellos) o el acosad@ (que sea capaz de forjar su personalidad y no dejarse pisar por nadie).

 

Espero que la información nos haga más sabios y mejores personas, el futuro está en nuestras manos….

REFLEXIONAD SOBRE EL TEMA Y COMENTAD QUE OS PARECE EL POST

Feliz fin de semana y la próxima semana os espero con un nuevo post

 

Anuncios

Un comentario sobre “YO NO ESTABA PREPARADA PARA …EL BULLYING

  1. Elena, puedes estar muy orgullosa de quién eres. Yo lo estoy, amiga. También de tu madre que supo actuar ante el instituto pero, sobre todo, por saber llenarte de autoestima No creo que haya arma más poderosa para las víctimas de acoso. Bien también por el Centro por tomarlo en serio y por los padres de los acosadores que también lo hicieron.
    Por fortuna para ti, eran los 80. Imagino que fue durísimo pero, hoy por hoy, las cosas son distintas. Redes sociales, falta de valores válidos de convivencia, violencia a raudales en los medios y padres que defienden a ultranza a sus hijos frente a los profesores. No digo que los niños y adolescentes de ahora sean todos “malos” sino que los acosadores son mucho más violentos, las vejaciones vuelan por las redes y los límites de los padres son más bien laxos.
    Un abrazo, Elena.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s